Lugares

Fassardi, el magnate de la madera

 

Don José Fassardi, un hombre de nacionalidad Italiana conocido de como el magnate de la madera de la industria maderera llegó al Paraguay aproximadamente en 1882.
A los pocos años de su llegada al Paraguay tras instalar una carpintearía mecánica, adquirió los aserraderos llamados “Arsenal Cué”, sus necesidades siempre crecientes y sus ganas de generar fuentes de trabajo hicieron que adquiriera tierras y de esa forma construir la fábrica de madera terciada.


Un hombre culto y desinteresado que trajo al país riqueza y avances importantísimos como lo fue la industria y el comercio.


Por esta razón fue que en el año 1933 llegó a construir Fassardi Limitada S.A. Forestal y Agropecuaria que inmortalizaría su nombre. Según comentan los pobladores de la zona la firma Fassardi fue uno de los primeros que introdujo el eucaliptus en Paraguay.
El mismo adquirió tierras de Madame Lynch, fue entonces que empezó a crear su imperio en la ciudad. La firma Fassardi contaba con 36 barcos para la exportación de rollo que hacían viaje de Asunción a Buenos Aires, siete barcos de ultramar para llevar los rollos a los puertos de Europa y dos remolcadores, estos últimos que según cuentan cumplían funciones en el puerto de Buenos Aires.


Además contaba con su propia red ferroviaria, con tren propio, con dos locomotoras de 160 H.P., cada una con 40 vagones en donde se transportaban maderas en bruto
La ciudad de José Fassardi que se encuentra ubicada en el departamento de Guairá, en una zona muy privilegiada y con mucha riqueza natural en las proximidades del arroyo Pirapó y las Sierras del Monte Rosario.


A pesar de que los años han pasado la ciudad se sigue manteniendo bella y sobre todo con la humildad y laboriosidad que le caracteriza a toda su gente. La fábrica Fassardi sigue ofreciendo fuente de trabajo a los pobladores del lugar ya de forma disminuida en comparación a lo que fue la primera fábrica terciada del Paraguay en sus tiempos dorados cuando todo giraba en torno a la fábrica. En el lugar no solo trabajaban pobladores de Fassardi sino también de ciudades cercanas.
Según comentan, la primera generación de empleados no eran Fassardeños. La fábrica llego a contar con más de 2000 empleados.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *